En un emotivo encuentro entre pacientes y sus familias se realizó el encendido de la villa navideña Marakame.
 
Aprender a relacionarse y a disfrutar las festividades bajo un nuevo estilo de vida, libre de adicciones es un reto en la recuperación, por ello, en un ambiente terapéutico se abordaron los compromisos personales de nuestros pacientes hacía con sus familias que los encaminan a una vida que valga la pena ser vivida.
 
Instituto Marakame, nuestro orgullo y compromiso.